Home

El tabaquismo es la causa de enfermedades pulmonares crónicas


 

CIUDAD DE MÉXICO (23/ABR/2011).- El tabaquismo es la causa de 90 por ciento de los casos de Enfermedad Pulmonar Crónica Obstructiva (EPOC), riesgo que aumenta entre quienes han fumado más de una cajetilla diaria durante 10 años ininterrumpidos.  

La especialista Alejandra Ramírez Venegas, del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER), aseveró que el riesgo de contraer ese mal aumenta a partir de los 40 años, pero sobre todo para quienes han sido fumadores durante gran parte de su vida.  

Pese a que esta enfermedad ocupa el cuarto lugar de mortalidad en mujeres y el quinto en hombres, en promedio los varones fuman más que ellas por lo cual se prevé que en 20 años las estadísticas se invertirán, indicó.  

Ramírez Venegas destacó que dicho padecimiento es un mal discapacitante, debido a que la falta de atención lleva al enfermo a la dependencia y a una baja en su calidad de vida.  

Explicó que la EPOC es el resultado de la inflamación de la vía aérea y la destrucción de los alvéolos pulmonares, causada en 90 por ciento de los casos por el tabaquismo y en el restante 10 por cocinar con leña.  

La doctora detalló que la obstrucción del flujo aéreo es detectado, mediante un examen llamado espirometría, en el que se le pide al paciente inhalar todo el aire posible y sacarlo completamente.  

Una persona sana expulsa 80 por ciento del aire en el primer segundo, mientras que un enfermo exhala menos de ese porcentaje.  

Los principales síntomas de la EPOC son flemas, tos, falta progresiva de aire y fatiga al realizar actividades como bañarse o peinarse, cuando el desgaste pulmonar es grave.  

Ante los primeros síntomas es importante acudir con el especialista para evitar que la enfermedad avance, pues el mal se agrava cuando las personas permanecen con la falta de aire hasta por 10 años.  

Esa falta de aire, agregó, generalmente es confundida con la baja condición física o con la edad, lo que provoca un retraso del diagnóstico y la atención médica oportuna.  

El tratamiento con esteroides inhalados y broncodilatadores de acción prolongada mejoran la calidad de vida del paciente, ya que al abrir los bronquios facilitan la respiración y evitan que se agudice la enfermedad por infecciones.  

Indicó que los médicos brindan ayuda y tratamiento a los pacientes a través de parches o terapia cognitivo-conductual para que dejen el hábito del tabaco y de esta manera la función pulmonar no resulte más afectada.  

 

 

CRÉDITOS: NTX / SEGN